Con motivo del Día Internacional de la Discapacidad, que se celebra el 3 de diciembre, la Decana del Colegio Oficial de Psicólogos de la Región de Murcia (COPRM), Mª José Catalán, ha señalado que "hay que ver a cada persona desde la perspectiva de las capacidades con las que cuenta, potenciándolas para conseguir su máximo desarrollo. Todos tenemos limitaciones y no estamos centrados en ellas”. 

 

Por su parte, la psicóloga Amparo Turpín, voz más que autorizada por su experiencia de más de 30 años trabajando en el Centro de Atención Temprana y Apoyo Escolar de ASSIDO reconoce que “en relación a la discapacidad se han producido grandes movimientos que continúan teniendo mucha fuerza, como son las familias y las propias personas con discapacidad, en continua defensa de sus derechos, el trabajo y la entrega incondicional de profesionales motivados y competentes o el avance de los investigadores en sus proyectos de trabajo”.

Igualmente Turpín asegura que “a las personas con discapacidad, familias y profesionales aún nos queda mucho por hacer,  hay que seguir  inmersos en un proceso de reflexión constante de los servicios que tenemos hacia los servicios que necesitamos, centrados en la persona y en sus necesidades reales, hay que  seguir dando pasos para seguir avanzando hasta conseguir que las personas con discapacidad sean ciudadanos de pleno derecho, totalmente incluidos en la Comunidad”.

Turpín, colegiada del Colegio Oficial de Psicólogos de la Región de Murcia asegura que “han sido muchos los avances conseguidos hacia un modelo más social de la discapacidad, modelos más inclusivos, que buscan la calidad de vida y el bienestar de las personas con discapacidad y la de sus familias, que están centrados en  las necesidades reales y que buscan potenciar los puntos más fuertes. De esta manera hemos avanzado hacia la cultura del sí: capaces de aprender, de disfrutar, de trabajar, de sentirse bien consigo mismos”.

La psicóloga Turpín lamenta que “la difícil crisis político-económica por la que estamos atravesando, implique la reducción de servicios públicos y de calidad que pueden, no sólo impedir que sigamos avanzando, sino también hacernos retroceder en lo conseguido. Aunque la inclusión es ya una cuestión de derecho, para que sea verdad, hay que seguir intensificando la intervención en el entorno: en la familia, en la escuela, en el entorno social, en el entorno laboral


0
0
0
s2sdefault
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para facilitar la navegación y monitorizar los hábitos de navegación de los usuarios con la finalidad de mejorar de la página. Si desea más información sobre nuestra Política de Cookies pulse en Más Información. Pulse en el botón ACEPTO para aceptarlas y continuar navegando, o en el No acepto para Salir.